° ¡Llegamos a 28.900.477 millones de visitas gracias a ustedes!

Caracol

De WikicharliE
Saltar a: navegación, buscar
Caracol
Bienvenido a Departamento de Zoología

Primeros animales que habitaron nuestro planeta

Caracoles bebiendo.jpg

El Caracol Clase: Molusco gasterópodo, Subclase: Orthogastropoda, Superorden: Heterobranchiason. Es uno de los primeros tipos de animales que habitaron nuestro planeta, con evidencias de que evolucionaron hace más de 600 millones de años. Son capaces de adaptarse a gran variedad de condiciones de vida, y no requieren grandes cantidades de comida. Han evolucionado continuamente para sobrevivir a las condiciones que les rodean, y muchos investigadores encuentran a estos animales seres fascinantes de estudiar.

WikicharliE Patrimonio de Chile

Su clasificación

Caracol

Los caracoles se clasifican como moluscos, debido al duro caparazón que protege sus cuerpos. Muchas personas confunden a las babosas como los caracoles, pero no son de la misma categoría, debido al hecho de que no tienen conchas. Encontrarás que no existe escasez de caracoles en el mundo, de hecho, se posicionan detrás de los insectos cuando se trata de números, como resultado existen diversos tipos de hábitat donde pueden ser encontrados. Los caracoles son animales pequeños, de sólo unas pocas pulgadas de largo, y pueden pesar unos pocos gramos.

Un error común es, sin embargo, pensar que el término caracol se utiliza para describir a la totalidad de las diferentes especies. Cuando comience estudiarlos, se dará cuenta que existen bastantes diferencias, incluyendo el lugar donde viven, lo que comen, sus comportamientos y, por supuesto, el diseño global de sus cuerpos y su anatomía.

Cuando un caracol se mueve deja tras de sí un rastro de baba, esto le permite moverse fácilmente a través de cualquier tipo de terreno sin dañar su cuerpo. No son capaces de escuchar, por lo que confían en su sentido del tacto para interactuar unos con otros, usan su sentido del olfato para encontrar comida.

Encontrará que los caracoles son más activos durante la noche, aunque pueden salir durante las horas tempranas de la mañana también. No pierda su tiempo tratando de diferenciar a los machos de las hembras, los caracoles son hermafroditas, lo que significa que tienen la capacidad de producir óvulos y espermatozoides. Cuando se acoplan ambos conciben y ponen huevos.

Algunas personas aman los caracoles y los encuentran fascinantes, otros, sin embargo, no disfrutan de ellos y los encuentran bastante desagradables. A medida que comprendas que la vida puede ser difícil para estos animales, esperemos, que adquieras un nuevo aprecio por ellos. La mayoría de la gente, simplemente, no los entiende, por lo que tomarse el tiempo para aprender acerca de los caracoles le ayudará a cambiar su forma de pensar acerca de estos.

Existen algunos pensamientos erróneos sobre que los caracoles terrestres llevan bacterias nocivas y enfermedades peligrosas para los seres humanos. Esto no es cierto, no se preocupe si tocas una parte de su baba o artículos que hayan estado en contacto con estos animales. Aunque, igual querrá lavarse bien las manos con agua y jabón después de manipularlos.

Sin embargo, las personas pueden enfermarse de los caracoles que comen, si estos no están adecuadamente cocinados. Si estás intentando nuevas recetas, asegúrese de seguir correctamente las instrucciones para cocerlos bien. Existen montones de recetas estupendas de caracoles, así que, si no les gustan los caracoles cocinados de una manera, dele un nuevo enfoque y vuelva a probar.

Promedio de vida

Es de aproximadamente 15 años, sin embargo, se cree que algunas especies viven hasta 25 años, dependiendo de su hábitat. En cautiverio pueden vivir más tiempo siempre que sus necesidades estén satisfechas. También estarán protegidos de varios tipos de depredadores que tienden a reducir la vida útil de estos animales.

Qué es un caracol

Anatomía del Caracol

En su forma más sencilla de describir a un caracol puede ser como un conjunto de una masa corporal (cuerpo) cubierta con armadura protectora (concha) a partir de las cuales se extienden las áreas sensoriales de alimentación y locomotora (cabeza y pie).

Ciclo de vida de un caracol

La fuerza motriz en el ciclo de vida de un caracol es la reproducción. Las etapas están determinadas por su potencial reproductivo. En su juventud un caracol no tiene capacidad reproductiva, de adulto tiene la capacidad máxima, y en la vejez tiene una baja capacidad. En la vejez, cuando disminuye la capacidad del individuo y no es reproductivamente útil, muere.

Su fuerza muscular

Caracol en frutilla.jpg

La fuerza muscular de los caracoles es sorprendentemente grande. Un experimento mostró que un caracol podría arrastrar verticalmente un peso de 2 1/2 oz, diez veces su propio peso. Otro caracol de 1/3 oz fue capaz de arrastrar en dirección horizontal, a lo largo de una mesa lisa, doce rollos de algodón, un par de tijeras, un destornillador, una llave, y un cuchillo, con un peso de 17 oz, más de cincuenta veces su propio peso. Esto es lo mismo que pedirle a un hombre de 168 libras que tire de una carga de más de 4 1/4 toneladas.

La velocidad del caracol

Caracol Turbo (película)

Un movimiento de unos pocos centímetros por minuto es común en los grandes caracoles o babosas. Los más pequeños pueden mover 7 veces la longitud de su concha cada minuto. Unos pocos grandes caracoles de tierra “galopan” mediante la creación de un aparato locomotor extraordinariamente grandes en el musculo del ¨pie¨. La velocidad del caracol de jardín Europea, Helix aspersa, depende de la superficie sobre la cual se mueva. Las velocidades medias de circulación en una toalla de papel es de 6 1/3 cm / min, en una placa de vidrio de 8 1/3 cm / min, y en una superficie fórmica 17 1/3 cm / min.

Pueden ser machos y hembras, al mismo tiempo?

Los caracoles gigantes africanos terrestres son hermafroditas, lo que significa que un caracol gigante africano lleva a ambos órganos sexuales masculinos y femeninos. Se necesita otro caracol con el que aparearse antes de que puedan producir huevos fértiles, pero pueden almacenar los espermatozoides durante mucho tiempo, por lo que pueden esperar hasta que las condiciones sean perfectas para poner sus huevos.

El pie de un caracol, qué es y que hace

El pie de un caracol se utiliza para la locomoción y es esencialmente un órgano ancho y plano que utiliza ondas ciliares y / o contracciones musculares para aferrarse o deslizándose.

¿Cómo se puede determinar si el caracol es adulto?

Los dientes reflejan en el labio, por lo general, se desarrollan cuando el animal es sexualmente maduro o adulto. Esto supone que la especie adulta tiene dientes, o un labio reflejado.

Su concha o caparazón

Concha de Caracol 2.jpg

Las conchas no son, como se suele pensar, pintadas o teñidas. Los colores son a veces determinados por la herencia, pero en algunas especies también puede estar influenciado por la dieta del animal. El color en los moluscos a menudo sirve como camuflaje, pero algunos pigmentos son principalmente estructurales, que sirven para fortalecer la cáscara, los amarillos y los rojos son un ejemplo de esto. Otros colores iridiscentes se deben a la refracción de la luz en combinación con la estructura real de un material de cubierta translúcida.

Cómo alimentar un caracol de mascota

  • 1: Proporciona verduras. Los caracoles aprecian mucho los vegetales verdes como el brócoli, la col y el pepino, pero también gustan de verduras más dulces como la calabaza, la batata y el maíz dulce. Mezcla y combina diferentes tipos de verduras para ver qué combinaciones prefiere.
  • 2: Aliméntalo con fruta. Los caracoles disfrutan de todo, desde frutas comunes como las manzanas, los plátanos y las naranjas, hasta las más exóticas como la papaya, la fruta dragón y el kiwi. Dale tantas frutas como desee.

Por qué debe importarnos que los caracoles estén desapareciendo?

Obviamente, la respuesta depende de las diferentes especies, pero podemos hacer generalizaciones. Muchas aves, peces y otras especies dependen de los caracoles como una parte importante de su dieta. La mayoría de las especies de caracoles terrestres consumen hongos y hojarasca, ayudando con la descomposición, y muchos son carnívoros, por lo que ayudan a mantener otras especies bajo control.

Además de eso, ciertamente hay mucho que los caracoles nos pueden enseñar. “Desde un punto de vista práctico, los caracoles tienen algunas características muy interesantes que nos indican que probablemente deberíamos prestarles atención”, dice la investigadora especializada en caracoles Rebecca Rundell, profesora asistente en la Universidad Estatal de Nueva York. Por un lado, sus conchas –que llevan a cuestas toda su vida (ya que morirían sin ellas)– están hechas de carbonato de calcio, lo que proporciona un registro de sus vidas. A diferencia de las cáscaras de vegetales o los exoesqueletos de los insectos, estos depósitos tienden a persistir después de la muerte del caracol, dejando tras de sí una herramienta valiosa para los investigadores. “Podemos mirar en sedimentos marinos y los depósitos de tierra en busca de evidencias de cómo eran las comunidades ecológicas del pasado, y por lo tanto evidencias sobre el cambio ambiental en un área en particular”, dice.

pueden indicar si algo está mal en el medio ambiente

Los caracoles vivos también pueden indicar si algo está mal en el medio ambiente, eso es algo que ya estamos viendo respecto a la acidificación de los océanos. “Los caracoles en el océano forman sus conchas, su protección, exclusivamente a partir de carbonato de calcio y si están teniendo problemas para construirlas, eso significa que el océano está enfrentando grandes dificultades”, dice Rundell.

También nos pueden dar pistas de lo que ocurre en la tierra, ya que los caracoles terrestres a menudo tienen requerimientos típicos de un hábitat restringido. “Ellos necesitan ciertos niveles de humedad, sombra y de materiales en descomposición”, dice Rundell. “Cuando no tienen eso empiezan a morir”. Y eso es solo el comienzo: si diminutos caracoles terrestres comienzan a desaparecer, es importante preguntarse qué podría suceder después. “Eso podría darnos la oportunidad de cambiar de rumbo”, dice, “para detectar cambios sutiles que los seres humanos no podríamos ser capaces de ver hasta que sea demasiado tarde”.

Los caracoles también nos pueden ayudar a responder preguntas más importantes. “El hecho de que muchas especies de caracoles terrestres viven en pequeñas áreas geográficas y de que hay muchas especies, los hace fascinantes para estudiar como evolucionó la vida en la tierra”, dice Rundell, añadiendo que “los científicos realmente se apoyan en grupos como los de los caracoles terrestres de islas del Pacífico para contar la historia de la vida”.

Estamos perdiendo especies de caracoles a un ritmo astronómico

Pero esa oportunidad está en riesgo. “Estamos perdiendo especies de caracoles a un ritmo astronómico”, dice Rundell, “que es equivalente, e incluso superior, a la tasa mundial de pérdida de anfibios”. La mayoría de las especies tienen rangos muy limitados, por lo que son, como dice ella, “particularmente susceptibles a la extinción causada por el hombre”.

Mientras tanto, el número de personas estudiando caracoles es relativamente reducido. “Eso significa que estamos en una gran desventaja, no solo a la hora de documentar la diversidad de caracoles terrestres, especialmente en los trópicos, sino también en cuanto a aprender lo que nos dicen los caracoles acerca de cómo evolucionó la vida en la Tierra”, dice Rundell.

Prevenir la extinción de los caracoles no es tarea fácil. Para empezar, sus hábitats son demasiado fáciles de destruir. Por otra parte, ni siquiera sabemos qué es necesario para mantener la mayoría de las especies de caracoles vivos en cautiverio –eso es porque tienen unas necesidades muy específicas dado que viven en microhábitats–. “Una especie de caracoles puede basar su alimentación en cientos de especies de hongos que son únicos en un bosque en particular”, dice Rundell. “Es muy difícil replicar estas dietas en el laboratorio”. Solo un puñado de esfuerzos para criar caracoles en cautividad ha tenido éxito, y demandan mucha mano de obra y son difíciles de financiar, dice Rundell.

El trabajo que Rundell ha hecho estudiando caracoles en las islas del Pacífico le ha enseñado qué sería necesario para detener la marcha hacia la extinción de los caracoles. “En última instancia, lo más importante para los caracoles terrestres es el elemento humano: que las personas trabajen conjuntamente para proteger lo más especial, precioso e irremplazable de estas islas: sus bosques nativos”, dice. “Esto implica documentar qué hay ahí utilizando una combinación de trabajo de campo y el estudio de especímenes en los museos de historia natural. También implica el aprendizaje de las lecciones que nos proporcionan el desarrollo sin control del pasado, incluyendo la agricultura y la posterior urbanización, especialmente en los bosques tropicales de tierras bajas, y averiguar cómo podemos proteger tantas de las piezas que quedan como sea posible. Esto tendría la ventaja añadida de dejar intactas partes de la cuenca, la protección contra tormentas, además de comida y recursos medicinales del bosque para que las personas puedan sobrevivir en estos lugares”.

Entonces, ¿por qué importa si los caracoles se están extinguiendo? Al igual que todo lo demás, los caracoles son una pieza importante del rompecabezas que hace que el planeta funcione. Son también una manera de ayudar a entender mejor cómo hemos llegado hasta aquí, y tal vez a donde vamos.[1]


Pizarra

Logo Pizarra WikicharliE.JPG
  • Los caracoles que viven en regiones frías evitan congelarse, construyendo un anticongelante en su sangre.
  • La diferencia entre la hibernación y estivación de un caracol es: Hibernación es para pasar el invierno en un estado latente y la estivación es pasar el verano en un estado latente.
Caracol-vivienda.jpg
  1. scientificamerican.com/Por qué debe importarnos que los caracoles estén desapareciendo?

Visita otros de nuestros artículos

TODAS LAS PAGINAS.png
Haz click en el ícono