¡Llegamos a 27.900.574 visitas gracias a ustedes! ☆

Nostalgia de la luz

De WikicharliE
Banner Departamento de Cine Wikicharlie.png

documental

Nostalgia de la luz.png

Nostalgia de la luz es un documental y drama de 2010 dirigido por el afamado documentalista chileno Patricio Guzmán. Es un film sobre la distancia entre el cielo y la tierra, entre la luz del cosmos y los seres humanos y las misteriosas idas y vueltas que se crean entre ellos.

WikicharliE Patrimonio de Chile

Contenido

En Chile, a tres mil metros de altura, los astrónomos venidos de todo el mundo se reúnen en el desierto de Atacama para observar las estrellas. Aquí, la transparencia del cielo permite ver hasta los confines del universo. Abajo, la sequedad del suelo preserva los restos humanos intactos para siempre: momias, exploradores, aventureros, indígenas, mineros y osamentas de los prisioneros políticos de la dictadura. Mientras los astrónomos buscan la vida extra terrestre, un grupo de mujeres remueve las piedras: busca a sus familiares.[1]

FICHA TÉCNICA

  • Guión y dirección: Patricio Guzmán.
  • Producción: Renate Sachse.
  • Fotografía y cámara: Katell Djian.
  • Sonido directo: Freddy González.
  • Música original: Miranda & Tobar.
  • Montaje: Patricio Guzmán y Emmanuelle Joly.
  • Supervisora de montaje: Ewa Lenkiewicz.
  • Imágenes de la Vía Láctea: astro fotógrafo Stéphane Guisard.
  • Montaje de sonido y mezcla: Jean-Jacques Quinet.
  • Productora: Atacama Productions (Renate Sachse y Patricio Guzmán).
  • Países: Francia/ Alemania/ Chile
  • Duración: 90 min.
  • Año: 2010.
  • Distribución en España: El Mar Films (Andrea Guzmán).
  • Distribución mundial: PYRAMIDE (Eric Lagesse).

Protagonistas

Victoria y Violeta, las mujeres buscadoras

La dictadura de Pinochet eliminó a sus familiares y los escondió debajo del desierto. Hasta hoy sólo han encontrado fragmentos. Hace 28 años, las mujeres empezaron a revolver la tierra con palas. No se rindieron jamás. Algunas buscarán hasta el último suspiro. Son personas que uno admira a primera vista.

Conoce el desierto como la palma de su mano. Tiene ojos de felino que adivinan lo que hay debajo del suelo. Ha encontrado momias milenarias dormidas en las profundidades. Sabe dialogar con ellas. Impresionado por el drama de los desaparecidos, enseñó a las mujeres buscadoras el arte de excavar. Les enseñó a mirar cada grano de arena para detectar en la superficie dónde puede haber un cuerpo oculto.

Gaspar, el joven astrónomo

Gaspar nació después del golpe militar. Se formó como joven astrónomo durante los tiempos de Pinochet. Su abuelo le enseñó a observar las estrellas y las matemáticas (sin matemáticas no se llega a las estrellas; es una ley de la ciencia). Estudiando las galaxias se le abrieron los ojos para analizar el pasado reciente de su país. Es un gran amigo de los hombres y las galaxia.

Luis, el astrónomo aficionado

En un campo de concentración del desierto aprendió hablar con los planetas. Es un hombre formidable, talentoso, humilde, que sabe construir con sus manos algunos instrumentos astronómicos y que trabaja en silencio contra el olvido.

Miguel, el arquitecto de la memoria

Sobrevivió a cinco campos de concentración. Guardó en su memoria todas las cárceles donde estuvo encerrado y cuando llegó al exilio dibujó con exactitud los planos de cada una para que ningún chileno pueda decir que “no sabía que existieron”.

Valentina, la hija de las estrellas

A pesar de ser hija de madre y padre desaparecidos, es el personaje más jubiloso de la película. Tiene una mirada serena que observa más lejos que nosotros. Sus abuelos la criaron y le enseñaron a observar el cielo. Desde que se dedica a la astronomía, ella supo que la materia de las estrellas es la misma materia de sus padres.

El Desierto de Atacama

El desierto es un enorme espacio intemporal compuesto de sal y viento. Es un pedazo de Marte sobre la Tierra. Todo está inmóvil, sin embargo la superficie está llena de huellas misteriosas. Hay aldeas construidas hace mil años. También hay trenes mineros del siglo XIX abandonados en la arena. Hay cúpulas que parecen naves espaciales enterradas donde viven los astrónomos. Hay huesos por todas partes. La Vía Láctea –en las noches– es tan deslumbrante que produce sombras en el suelo.

El presente invisible

Para un astrónomo, el único tiempo real es el tiempo que viene del pasado. La luz de las estrellas demora muchos años en llegar hasta la Tierra. Por lo tanto ellos siempre miran hacia atrás. Lo mismo le ocurre a los historiadores, arqueólogos, geólogos, paleontólogos y las mujeres buscadoras. Todos miran atrás para comprender mejor el futuro. Ante la incertidumbre del porvenir, el pasado nos habla.

Memoria inmóvil

La memoria sostiene nuestra vida como el calor de la luz solar. El ser humano no sería nadie sin memoria –un objeto sin palpitaciones–, sin un antes y un después. Detrás de dieciocho años de dictadura, Chile ha recuperado la democracia. Sin embargo, el precio ha sido muy alto: muchos perdieron sus amigos, sus familias, sus casas, sus escuelas, sus universidades. Otros perdieron su memoria tal vez para siempre.[2]

Patricio Guzmán director y documentalista

Patricio Guzman.jpg

Patricio Guzmán Lozanes (Santiago, 11 de agosto de 1941) cineasta chileno conocido por sus documentales. Patricio Guzmán pertenece, según sus propias palabras, a «una familia muy nómade, muy desintegrada», y sobre sus años escolares, recuerda: «Por lo mismo me formé en varios colegios. Viví, incluso, un tiempo en Viña del Mar. Por lo tanto, no tuve una formación muy homogénea, como la que puede darse en un solo colegio o en un solo barrio. Esta especie de educación desarticulada terminó en el Instituto Nacional, donde cursé el cuarto año de humanidades [allí fue compañero del futuro escritor Antonio Skármeta]. Después fui a parar a una Academia Long Fellow, que recibía toda suerte de gente negada a los estudios. El ambiente era extraño y hasta medio siniestro. Aprobé, después, a duras penas el bachillerato e ingresé como alumno oyente a Historia y Geografía».[3]

Estudió en la Escuela de Teatro de la Universidad de Chile (1960) y en las facultades de Historia (1961) y Filosofía (1962-65), que tuvo que abandonar por razones económicas. Trabajó cuatro años en una oficina de publicidad, tiempo durante el que escribió «dos libros, un cuento y una novela», que él mismo calificó de «malos».[4]

Patricio Guzmán es uno de los cineastas chilenos de mayor reconocimiento internacional. Después del golpe de estado permaneció en el Estadio Nacional de Santiago, incomunicado y amenazado de fusilamiento. Abandonó Chile en noviembre de 1973. Ha vivido en Cuba, España y Francia, donde reside. Seis de sus obras han sido estrenadas en Cannes, entre las que sobresalen “La Batalla de Chile”, “El Caso Pinochet”, “Salvador Allende” y “Nostalgia de la Luz”. Con esta última recibió el Gran Premio otorgado por la Academia del Cine Europea en 2010. Su última obra « El Botón de Nácar » obtuvo el Oso se Plata en Berlín en 2015. Fue invitado a formar parte de la Academia de Hollywood en 2013. Es presidente y fundador del Festival Documental de Santiago, FIDOCS. Retrospectivas recientes: British Film Institute, Harvard Film Archive.

DISTINCIONES

  • 2016: Prix Scam por la obra íntegra (Sociedad de Autores, París)
  • 2015: “El Botón de Nácar”, Oso de Plata en Berlín.
  • 2014: Sight & Sound calificó “La Batalla de Chile” y “Nostalgia de la Luz” entre los mejores 20 documentales de la historia.
  • 2011: Premio Altazor de las Artes, Chile.
  • 2010: “Nostalgia de la Luz”, Gran Premio Europa.
  • 2005: Medalla Pablo Neruda al mérito artístico, Chile.
  • 1999: Beca Open Society Institute Soros, Estados Unidos.
  • 1993: Beca John Simon Guggenheim Memorial Foundation, Estados Unidos.

Libros

  • «Filmar lo que no se ve» (2013), de Patricio Guzmán, editado por el Festival Documental FIDOCS y la corporación cultural CULDOC, Santiago de Chile.
  • «El documental según Patricio Guzmán» (2010), de Cecilia Ricciarelli, editado por el Festival Documental FIDOCS y la corporación cultural CULDOC, Santiago de Chile.
  • «El cine de Patricio Guzmán, en busca de las imágenes verdaderas» (2008), de Jorge Ruffinelli, editado por Uqbar Editores, Santiago de Chile.
  • «Patricio Guzmán» (2001) de Jorge Ruffinelli, editado por Cátedra, colección Signo e Imagen, Madrid, España.
  • «Guión y método de trabajo de la Batalla de Chile» (1977), de Patricio Guzmán, editado por I. Peralta, ediciones San Fermín, Pamplona, España, en coedición con Editorial Ayuso, Madrid, España, para la colección Libros Hiperión.
  • «El cine contra el fascismo» (1977), de Pedro Sempere, editado por Fernando Torres, Valencia, España.[5]

Fuentes y Enlaces de Interés

  1. nostalgiadelaluz.com
  2. nostalgiadelaluz.com
  3. wikipedia/Patricio Guzmán
  4. Sergio Salinas y Héctor Soto. Entrevista a Patricio Guzmán: "Más vale una sólida formación política que la destreza artesanal", revista Primer Plano, nº5, verano de 1973; acceso 11.07.2013
  5. patricioguzman/Pagina Oficial

Visita otros de nuestros artículos

TODAS LAS PAGINAS.png
Haz click en el ícono

Léase en WikicharliE

Herramientas personales
Espacios de nombres

Variantes
Vistas
Acciones
Navegación
Herramientas